Médico murió tras volcarse con su carro

0
853

El doctor Luin Mamani Adalid de 33 años, boliviano nacionalizado ecuatoriano, murió en un trágico accidente de tránsito sucedido en el cantón Zaruma, alrededor de las 03:00 de la madrugada de ayer.

Varios moradores del cantón Zaruma se sintieron alarmados ante un fuerte estruendo en la calle Sexmo, que al salir de sus casas se percataron de un aparatoso accidente de tránsito.

Según versiones de los vecinos, un automotor habría perdido carril de circulación, dio varias vueltas de campana y terminó volcado.

Ante lo sucedido, llamaron al Ecu911 Machala, quien coordinó la emergencia con personal del Cuerpo de Bomberos de Zaruma, Policía Nacional y Ministerio de Salud Pública.

Producto de la fuerza del impacto el conductor quedó atrapado entre los fierros retorcidos, siendo necesaria la ayuda de herramientas hidráulicas para recuperar al paciente que fue trasladado rápidamente hasta el hospital de la localidad, pero en el transcurso del camino se registró su deceso.

Ahí uno de los paramédicos pudo identificar al fallecido, pues también se desempeñaba como doctor de ambulancia del MSP de Zaruma y parte alta de El Oro. Su nombre era Luin Mamani Adalid de 33 años, boliviano nacionalizado ecuatoriano.

El doctor Dalton Tocto Director del Distrito de Salud, informó que Luin falleció producto de los golpes del impacto tras volcarse con su vehículo. El doctor era especialista en medicina general interna.

Las primeras hipótesis que se manejan, es que el galeno se pudo haber quedado dormido o a su vez no tomó bien la curva.

Según un testigo del accidente, el vehículo habría ido a alta velocidad, el mismo que dio varias vueltas de campana, hasta caer debajo de otra calle.

De su parte la compañera del galeno, Ida Soto Pineda, quien arribó hasta el centro forense de la capital orense, manifestó que el profesional de la medicina era un ser humano solidario, con las personas que requieran de atención médica.

Un colega del occiso, comunicó del particular a sus familiares que residen en Bolivia, con el fin que puedan retirar el cadáver en Machala.