Las nuevas reglas de tarjetas, ya en vigor

0
553
La nueva fórmula rebaja la cantidad a pagar por intereses.
La nueva fórmula rebaja la cantidad a pagar por intereses.

Revise el estado de cuenta de sus tarjetas porque, desde ayer, lo que paga en intereses debe ser menor. Ya entraron en vigor las nuevas normas publicadas por la Superintendencia de Bancos para las tarjetas de crédito y débito y eso incluye una nueva fórmula que reduce el pago de intereses.

Ahora, para calcular los intereses que deben abonarse por el saldo que se tenga pendiente en una tarjeta de crédito debe tomar en cuenta el remanente de capital adeudado y no el monto inicial. Antes, los intereses se calculaban en función de la deuda inicial y se mantenían pese a que el tarjetahabiente iba haciendo pagos.

Como ejemplo, si un cliente de un banco con tarjeta de crédito hace una compra por 1.000 dólares y abona 400 dólares, los intereses se calcularán sobre los 600 dólares que están pendientes. Antes, se hacía sobre los 1.000 dólares iniciales.

Además, los intereses por mora, que la entidad emisora de la tarjeta podrá cobrar si el cliente no hace ningún abono en el plazo estipulado, deberán calcularse después de restar el monto del pago mínimo. Es decir, sobre la cantidad que hubiese quedado pendiente si el cliente hubiese efectuado ese pago mínimo.

Además, la nueva regulación ampara al cliente de una tarjeta de crédito a cancelar ese servicio en el instante en que desee, sin burocracia ni penalidades ni condiciones. Tan solo, en el caso de que tuviese un saldo pendiente, este se mantendrá como cuenta de crédito en la entidad, sin que ello obste para suprimir el servicio de tarjeta de crédito.

Las tarjetas, por último, solo podrán ser enviadas a los ciudadanos si estos contrataron el servicio. La entidad no puede remitirlas por cortesía a iniciativa propia.

Para saber

Tarjetas

Las entidades solo podrán enviarlas a sus clientes si estos las solicitan. No podrán enviarlas por cortesía o prueba.

Estado de cuenta

Los bancos deberán enviarlos de forma física y mensual a sus clientes. De forma virtual, solo si estos autorizan.

Robos o pérdidas

de la tarjeta, el banco asumirá los pagos realizados, incluso si reporta hasta 48 horas después del siniestro.

Fuente: Diario Expreso