‘La exjueza me lanzó una silla’, dice policía

0
636
ACTO. Una de las policías agredidas rindió su versión ayer.
ACTO. Una de las policías agredidas rindió su versión ayer.

La exjueza Lorena Collantes Loor no se presentó ayer a rendir su versión a la Fiscalía de Guayas, por el escándalo que protagonizó la semana pasada en un restaurante y proferir amenazas de muerte a los uniformados que la conducían a la Unidad de Flagrancia.

Su abogado, Omar Dáger, presentó un escrito al fiscal, David Nelson, pidiendo se fijara una nueva fecha para la diligencia. Él argumentó problemas de salud de su defendida y dijo que la exservidora judicial consume medicinas por problemas sicológicos. “Lorena está en un estado depresivo y la difusión de videos y memes en redes sociales lo empeora todo”, dijo.

Nelson, de la Unidad Tercera de Administración Pública, prevé para este día realizar una diligencia en el local donde ocurrieron los hechos el pasado jueves.

Por la mañana, Héctor Vanegas, abogado defensor de la capitana de Policía Jeanete Yerovi, anunció una acusación particular para sentar un precedente sobre este caso.

El jurista, que acompañó a la uniformada a rendir su versión sobre los hechos, declaró que la mujer, en estado de ebriedad, le lanzó una silla cuando se encontraban en la Unidad de Flagrancia. “Aquí ha venido a declarar la víctima de la infracción, aquella que fue ofendida de obra y palabra, incluso, amenazada su vida”, dijo.

Vanegas, a su salida del despacho, dijo que presentará en los próximos días una acusación particular, para que se cree un precedente y “para que nadie que se crea con poder pueda hacer de este país lo que le dé la gana”.

También anticipó que pedirá una investigación para dar con la identidad de quienes protegen a la imputada y permitieron que saliera libre después de un acto flagrante. “Solo se ha iniciado una instrucción por amenazas y no por usurpación de funciones cuando ella se hizo pasar como jueza; es decir, fungió una función que no tiene”, remarcó.

Aseveraciones

Dijo que los videos han sido claves en otras investigaciones, por lo que en esta ocasión, no pueden ser una excepción. Tras la declaración, la oficial Yerovi se retiró de la dependencia judicial, escoltada por compañeros de la institución.

El fiscal confirmó que son cuatro los uniformados que han sido convocados a rendir versión ante su despacho. Milton Reyes, defensor de un cabo, indicó que su defendido cumple con lo que establece la Ley y que también defenderán que el video y su difusión no fue de los uniformados.

El caso que se investiga es un presunto delito de ataque o resistencia, ya que, según el parte policial, la abogada de 30 años agredió y amenazó a los policías que acudieron al restaurante, donde no quería pagar la cuenta del consumo, por un monto de 126 dólares, alegando que era jueza, algo que horas después la Judicatura negó con un anuncio de que fue destituida en octubre. (DAB)

Explicación de la Judicatura

“Tengo en la memoria unos dos o tres casos anteriores en los últimos tres años de funcionarios que han sido sancionados y destituidos por casos similares”, dijo el presidente del Consejo de la Judicatura, Gustavo Jalkh, para referirse al nuevo escándalo protagonizado por un juez en Guayaquil. Josafat Mendoza, juez de Guayas, fue detenido la madrugada del 12 de noviembre, cuando protagonizaba un escándalo en la vía pública contra su expareja e incluso habría agredido físicamente a un policía y ocasionado destrozos a un patrullero.

“La selección de los jueces es rigurosa y cumple con los estándares nacionales, pero esto no predice el futuro”, dijo Jalkh, no sin antes aclarar que el proceso de selección lo que hace es garantizar que esa persona tiene conocimientos, formación, títulos y pasa las pruebas sicológicas internacionales.

“Hay que respaldar a la mayoría de jueces que han pasado los exigentes concursos y que no tienen por qué ver manchada su imagen contra su dignidad por el comportamiento de terceras personas”, agregó el funcionario.

Reacción política

GUAYAQUIL

La candidata presidencial socialcristiana, Cynthia Viteri, dijo que los casos que involucran al juez Josafat Mendoza y a la exjueza Lorena Collantes, ambos detenidos por escándalo público, haciendo gala de supuestas influencias y poder en la Función Judicial, son el reflejo de la destrucción de las instituciones.

Tras cuestionar los procesos seguidos a ambos, por haber sido puestos en libertad, insistió en que estos casos “no son más que el reflejo de la destrucción de las instituciones y de quienes las representan. Si el Presidente de la República insulta, cuanto más los otros funcionarios”.

Viteri hizo el pronunciamiento durante una entrevista radial, donde además tocó temas de interés público. Cuestionó que en los seis meses de mandato que le quedan al actual Régimen se intente incrementar la deuda pública que, según dijo, ascendería a 48.000 millones de dólares. (DAB)

Cifras

30 años tiene la exjueza, asistente a actos de Alianza PAIS.

126 dólares era el valor de la cuenta que se negó a pagar.

Fuente: Diario La Hora